25 de abril de 2017
“Se trata de un estudio retrospectivo pequeño (n=40) de pacientes afectos de tumores de cabeza y cuello (principalmente de tumores de orofaringe) en tratamiento con quimio-radioterapia concomitante.  La concomitancia de radioterapia con fármacos antineoplásicos, como la quimioterapia o  fármacos dirigidos a dianas moleculares (cetuximab), es la  aproximación terapéuticas conservadora de órgano, que se realiza en estos pacientes.

Estos tratamientos tienen efectos secundarios a medio/largo plazo relevantes, sobre a modo de mucositis que suele llegara a ser grado II-IV con importantes implicaciones clínicas a modo de ulceración de toda la mucosa oral- orofaringea ( dependiendo de la extensión del campo de irradiación), sangrado local, xerostomía, disfagia y dolor que suele ser incapacitante, e impide deglutir líquidos/sólidos, todo lo cual puede llevar a la necesidad de colocar una sonda nasogástrica o percutánea para garantizar la ingesta del paciente y ayudar al control analgésico. La mucositis dolorosa afecta al status nutricional del paciente, a su calidad de vida y dificulta la aceptación del tratamiento antineoplásico, la adherencia al mismo y por lo tanto a su eficacia.

En este estudio durante 13 meses se analizan 40 pacientes con dolor irruptivo secundario a la presencia de mucositis secundario a tratamientos con quimio-radioterapia. La mucositis suele aparecer a las 3 semanas de inicio de la concomitancia. El dolor irruptivo es de características neuropáticas en todos los casos con componentes nociceptivos. Estos pacientes son tratados con fentanilo intranasal (la media de dosis/episodio= 100 μg/episodio), 13 minutos antes de la ingesta. Se consigue con esto una reducción de 3.1 puntos en  NRS: (numeric rate scale (0-10)), alcanzando una media de 2.25 puntos, se pudo mantener con esto un aceptable status nutricional enteral (tres comidas/día), evitándose la necesidad de sonda nasogástrica o de sonda percutánea y en definitiva una mejor calidad de vida.

La utilización de opiáceos de liberación rápida (intranasales, sublinguales y transmucosos cuando el grado y la localización de la mucositis lo permitan), son fundamentales en el manejo del dolor irruptivo de la mucositis provocados por tratamientos oncológicos.”

Escribir comentario