An analysis of genetic association in opioid dependence susceptibility

3 de Agosto de 2017

Selección y comentarios: Dra. Idoia Morilla

“La adicción a drogas afecta a todos los estratos de la sociedad. La exposición a drogas de la población general no es nada despreciable.
Solo ciertos individuos del total expuesto generan dependencia a drogas mientras que otros no.
Se considera que existen al menos dos factores que contribuyen, se desconoce en qué medida, al desarrollo de a adicción a drogas: el factor ambiental y el genético.
En este artículo estudian la implicación del factor genético en la vulnerabilidad para desarrollar adicción específica a  drogas.


Esta adicción ha sido relacionada presumiblemente con 3 genes: OPRD1, (receptor opioide delta), OPRK1 (receptor opioide kappa) y PDYN (prodinorfina). Se han relacionado, aunque de manera no concluyente, estos genes con ciertos polimorfirmos genéticos ( SNPs en inglés).
Un  polimorfismo genético hace referencia a la existencia en una población de múltiples alelos de un gen. Es decir,  es una variación en la secuencia de un lugar determinado del  ADN entre los individuos de una población. Para denominarse polimorfismo esta  variación debe aparecer en al menos el 1% de la población.
Si apareciera este cambio en la secuencia del DNA, en menos del  1%, adquiriría el rango de mutación.
En este artículo se estudian la frecuencia de aparición de 5 polimorfismos (o SNPs en inglés) en los 3 genes inicialmente mencionados. El estudio se realiza en población malaya (1000 individuos separados en dos grupos, uno de ellos control), y llegan a resultados interesantes que quizá no sean del todo  aplicables a la población caucásica, ya que la población oriental tiene ciertas diferencias genéticas y sobre todo metabólicas  a nivel farmacológico respecto a la occidental.
Estos resultados, que hay que leer con cautela, (por la población en la que se desarrolla el estudio y por la relación no del todo establecida entre  los tres genes mencionados y los polimorfismos que se mencionan),  implican a dos de estos cinco polimorfismos en la vulnerabilidad a la dependencia de opiáceos en la población malaya.
Este artículo es una aproximación interesante en la búsqueda de causas de dependencia opioide. El hallazgo de polimorfismos u otras “ marcas genéticas”, podrían ser una herramienta de screening de individuos vulnerables a este tipo de drogas y podrían constituir también mecanismos de prevención y tratamiento en estos casos.”

Escribir comentario